Noticias Temporada 2005-2006
Fecha Noticia: 09/01/2006

Gripe Aviar. Situación en Turquía.

El Ministerio de Sanidad de Turquía notificó el pasado 5 de Enero los dos primeros casos de infección humana por el subtipo H5. Se trata de dos hermanos de 14 y 15 años de edad respectivamente, originarios del distrito rural de Dogubayazit (zona fronteriza con Irán y Armenia). Fueron hospitalizados en la Provincia de Van el 1 de enero y ambos murieron. Posteriormente, el 7 de enero, el laboratorio de referencia de la OMS en el Reino Unido confirmó la detección del virus H5N1 en muestras tomadas de estos casos.

En esta misma fecha el Ministerio de Sanidad turco ha anunciado una posible tercera defunción causada por el virus H5N1 en una niña de 12 años, hermana de los dos fallecidos anteriores. Un cuarto niño perteneciente a la misma familia, de 6 años de edad, ha sido hospitalizado.

El Ministerio de Sanidad turco también ha notificado dos casos adicionales de infección humana con el virus H5N1. Se trata de dos niños de 5 y 8 años respectivamente. Con lo cual, el número total de casos confirmados por laboratorio en Turquía hasta el momento es de 4.
De acuerdo con lo anunciado por las autoridades turcas, 30 personas están siendo tratadas y evaluadas por una posible infección por el virus H5N1. La mayoría son niños, y casi todos procedentes de Dogubayazit.

El viaje de un equipo internacional de expertos, planificado para el 7 de enero, fue retrasado de momento por las malas condiciones climatológicas. El gobierno turco está ayudando a dicho equipo para encontrar un modo rápido de acceder a esta remota parte del país.

Hasta la fecha, todo parece indicar que los pacientes han adquirido la infección por contacto estrecho con las aves de corral infectadas. Durante esta época de frío intenso la costumbre en esta zona es albergar a las aves en el interior de las viviendas. Los estudios realizados indican que el virus puede sobrevivir en las excretas de las aves al menos durante 35 días a bajas temperaturas (4º C).

La experiencia de los brotes en Asia demuestra que determinadas prácticas: sacrificio, desplume, y preparación de las aves infectadas para su consumo, conlleva un especial riesgo de contagio. Dichas prácticas son frecuentes en determinadas zonas rurales, donde la población sacrifica y consume las aves una vez que mueren o presentan signos de enfermedad.

En los últimos días se ha incrementado considerablemente la vigilancia de la aparición de brotes en aves de corral. Y han sido confirmados en 6 provincias en el este y sureste de Turquía. Brotes en zonas adicionales están bajo investigación.

Evitar las prácticas de riesgo antes comentadas sigue siendo la mejor forma de protegerse de la infección para la población en las zonas afectadas.

Más información: www.who.int/csr/disease/avian_influenza/updates/en/index.html