Noticias Temporada 2005-2006
Fecha Noticia: 13/01/2006

Gripe Aviar en Turquía. Actualización.

Con la notificación ayer jueves, 12 de enero de 2006, de tres nuevos casos, el total de casos humanos confirmados de gripe aviar en Turquía por su Ministerio de Sanidad asciende a 18, de los que han fallecido 3. Estos 18 casos humanos se reparten entre 9 de las 81 provincias del país. Por su parte, el Ministerio de Agricultura turco ha confirmado la existencia de brotes en aves en 11 provincias, y se investiga la posibilidad en otras 14.

Entre los casos humanos notificados ayer se incluye a la niña de 12 años fallecida el 7 de enero, hermana de otros dos casos confirmados que también habían fallecido previamente. El virus H5 se ha detectado en muestras de la niña tomadas post-mortem.
Los otros dos casos, dos niños de 4 y 6 años respectivamente, son residentes de las provincias de Sanliurfa y Siirt, en el este del país. Ambos tienen antecedentes documentados de contacto con aves enfermas.

El escenario en humanos de momento responde al de una serie de brotes, independientes unos de otros, casi siempre afectando a niños (hermanos en su mayoría) y que han estado en contacto estrecho con aves enfermas. No hay evidencia de transmisión entre seres humanos. Según la OMS, el riesgo para los viajeros a Turquía es mínimo, siempre y cuando se evite todo contacto con aves enfermas o muertas

El Centro de Referencia e Investigación de la gripe en Mill Hill (Londres), colaborador con la OMS, ha finalizado el análisis genético y antigénico de los virus procedentes de los dos primeros casos fallecidos en Turquía. Estos virus son muy similares a los aislados actualmente en las aves en este país, y también estrechamente relacionados con los aislados en aves migratorias en el brote que tuvo lugar en el Lago Qinghai (China) en abril del año pasado.
Los virus aislados en Turquía son sensibles a ambas familias de fármacos antivirales, incluyendo oseltamivir y amantadina. La OMS revisará los datos relacionados con la sensibilidad a amantadina. Oseltamivir continúa siendo el fármaco de primera elección recomendado por la OMS.

El virus procedente de uno de los dos casos analizados presenta mutaciones en el lugar de unión al receptor. Una de estas mutaciones ya se observó en el pequeño brote de Hong Kong de 2003, y en Vietnam en 2005. Los estudios demostraron que el virus de Hong Kong 2003 tenía mayor afinidad por el receptor de las células humanas que por el receptor de las células aviares. Los investigadores de Mill Hill prevén que el virus turco tendrá también esta característica. La interpretación e importancia de este hallazgo para los seres humanos dependerá de la información clínica y epidemiológica que se obtenga en Turquía.

En definitiva, todos los datos indican que hasta ahora no hay transmisión sostenida entre seres humanos en ningún país en los que se han notificado casos humanos, y la OMS mantiene el nivel de alerta pandémica en fase 3: casos de infección humana con un nuevo subtipo de virus, pero la inmensa mayoría de los casos son adquiridos directamente desde los animales.


Fuente: www.ecdc.eu.int/
www.who.int/csr/don/2006_01_12/en/index.html